El estado de ayuno normalmente se entiende por no haber ingerido nada de alimento desde la noche anterior. Pero, ¿es bueno realizar un entrenamiento en ayunas? ¿Da igual la composición de la cena previa al entrenamiento en ayunas? ¿Puedo comer algo antes de salir a entrenar? Estas son alguna de las preguntas que intentaremos resolver en este y en el próximo post sobre entrenamiento en ayunas.

Según esta percepción del ayuno, la mayoría de los deportistas suelen salir a entrenar sin haber desayunado, simplificando de este modo el proceso y pensando que lo están realizando perfectamente.

¿Cuál es el objetivo del entrenamiento en ayunas?

El objetivo de este tipo de entrenamiento, es buscar una situación fisiológica en la que nuestro cuerpo tenga los depósitos de glucógeno bajos (glucógeno: sustancia de reserva energética que se puede transformar en glucosa y aportar energía). Por lo tanto, para realizar el entrenamiento sin este sustrato nuestro organismo debe generar energía de otras fuentes de energía.

Si salimos sin desayunar pero la noche previa hemos cenado carbohidratos no estaremos en baja disposición de glucógeno.

¿Qué sucede cuando no tenemos glucógeno?

En esta situación nuestro cuerpo tiene que buscar otras rutas metabólicas para poder generar energía y seguir con el entrenamiento. Gracias a esta situación, estaríamos simulando las condiciones que se darían en entrenamiento de fondo. Un entrenamiento de fondo en el que tras un esfuerzo prolongado, los depósitos de glucógeno estarían mermados y el cuerpo comenzaría a obtener energía de otros depósitos, como por ejemplo la grasa.

Vuelta a Castellón 2019

¿Qué entrenamiento es el que mejor se adapta para realizar en ayunas?

Si somos iniciados en el entrenamiento en ayunas y realizamos un entrenamiento de alta intensidad, seguramente no seamos capaces de completar el entrenamiento con éxito, debido a que el sustrato principal que utilizaríamos sería el glucógeno.

Por ello, es aconsejable realizar los entrenamientos en ayunas cuando tengamos pautado un entrenamiento relativamente corto y asequible respecto a la intensidad.

¿Cómo llegar a tener unos depósitos bajos de glucógeno para realizar este tipo de entrenamiento?

Esta y otras preguntas acerca de cómo conseguir mejorar el rendimiento gracias al entrenamiento en ayunas las trataremos en la siguiente publicación. Si te ha gustado, estate atento a nuestro blog el próximo miércoles.

Puedes dejar tus dudas o curiosidades en comentarios, ¡Feliz semana!

About Marco Marco

Estudiante de 4º del Grado en Nutrición Humana y Dietética en la Universidad de Alicante. Soy un apasionado del deporte, en especial de los deportes de resistencia. Llevo desde los 6 años compitiendo en ciclismo de carretera, ahora me estoy iniciando en el mundo del triatlón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *